RIESGO PAÍS

    La definición de país corresponde aquel territorio con sus características geográficas, poblacionales y culturales, limitado por fronteras ya sean naturales o establecidas por los gobiernos.
    Hoy día la ONU reconoce 193 países mas 2 territorios que son el Vaticano y Palestina, claro que no son los únicos ya que todavía en este siglo están discutiendo si Taiwán se lo considera país, territorio o una piedra en el zapato.
    Mas allá de la geopolítica, los movimientos independentistas y demás manifestaciones del egoísmo humano, los países están sujetos a la supervisión de un sin número de instituciones, a partir de la adhesión y reconocimiento por parte de las Naciones Unidas los países deben de acogerse a sus normas, pero también a la de sus organismos como la OMS, OIT y un montón de etc., también esta la OEA, la OCDE, ALADI, en fin, instituciones de acuerdo al área geográfica donde tu país se encuentre no faltan.
    Hemos visto cómo algunos países son sancionados por estos organismos cuando no hacen las cosas correctamente; de hecho lo vemos cada vez menos, la intervención de los cascos azules, fuerzas militares pacificadoras, aunque el concepto es contradictorio.
    Ya de por sí bastante complejo, en las últimas décadas surgieron las llamadas agencias calificadoras, empresas privadas que mediante un tabulador determinado por ellas mismas califican los que ellas llaman riesgo país.
    Al igual de cuando íbamos a la escuela nos pueden dar una A, o una A+, y si te portaste mal y no hiciste la tarea una -C, claro que esto se limita al comportamiento del gobierno en turno.
    Pero estas instituciones, perdón empresas privadas, califican con riesgo país si la política económica de determinada administración afecta o no a su interés. Supongamos que hoy el gobierno de Brasil establece que el Amazonas es intocable, que en defensa del medio ambiente ninguna empresa puede explotar ningún recurso, eso aumenta el nivel de riesgo de la nación sudamericana.
    Supongamos que determinado gobierno quisiera rescatar su industria petrolera, minera o agropecuaria eso está mal visto porque atenta contra el libre mercado, la iniciativa privada y las agencias calificadoras, claro que estas medidas hoy están consideradas como socialistas y aparte de ser reprobado ese país sería visto con desprecio por la comunidad internacional.
    Pero qué culpa tenemos los ciudadanos de a pie, puede ser o mejor dicho ¿es nuestra culpa el contar con una clase política ineficiente sea del color que sea?, la mayoría de todos nosotros somos buenas personas que nos esforzamos para realizar mejor nuestro trabajo, que anhelamos y queremos que nuestros países estén mejor pero siempre volvemos a tropezar, ahí está en problema – aunque suene cursi – no soy yo eres tú, tu gobierno con una clase política corrupta, obsoleta, deshonesta, tus agencias calificadoras que en el afán de sus intereses no tienen en cuenta a quienes hacemos al país que conformamos una nación.
    No se trata de tomar partido por determinado color o tendencia ideológica, es momento de cambiar las reglas de juego, si vas a invertir en mi país estás invirtiendo en mí, en mi trabajo, en mis capacidades, si vas a querer explotar los recursos de mi país va a ser cuidando el medio ambiente y de la gente de las comunidades que afectas. Cuidado con andar haciendo trampa y corrompiendo voluntades.
    El riesgo país es alto cuando su población ya no piensa, cuando sus voluntades están diezmadas, cuando cuenta con una clase política y empresarial corrupta y complaciente. En cuanto al dinero, es solo dinero, tiene el valor que se le quiera dar en el momento, nosotros somos más importantes y que esto no se nos olvide.

    Carlos Migliavacca

    Carlos Migliavacca

    Leer mas notas de este autor.

    Planeta Tierra, Vía Láctea. http://6con50.com